Comunicación corporativa e Integrado

por | May 24, 2017

Comunicar es  un aspecto central de la Responsabilidad Social Corporativa y del desarrollo de modelos de negocio sostenibles. Avanzamos hacia un nivel de transparencia inédito por parte de las organizaciones.

Hemos pasado de querer saber quiénes eran las empresas más allá de su mensaje comercial, a querer saber cómo protegen la naturaleza, si se comprometen con los derechos humanos y, ahora, además si saben hacer sus negocios considerando los aspectos no financieros y garantizando que seguirán creando valor en el futuro.

Comunicar se ha convertido en un ejercicio estratégico y para la estrategia que no se resuelve con la voluntad de decir sino con la evidencia de la gestión, con la prueba de que sabemos lo que hacemos y logramos que otros lo entiendan. Esto es particularmente complejo en el caso de la RSC y la sostenibilidad, porque queda mucho por recorrer en la medición del impacto social y la contabilidad natural.

Así que para los que venimos haciendo informes de sostenibilidad y RSC  la tarea de aprender no se nos acaba nunca. Desde que en el 2000 apareciera el  Global Reporting Initiative con su primer estándar hasta llegar a los GRI Standards , publicados en 2016, no hemos tenido mucho respiro.

Pero desde 2013 nos viene siguiendo otro marco de referencia que nos tiene aún más intrigadas: el reporte integrado.

En ese año aparece una nueva iniciativa que viene a revolucionar la forma en la que las empresas informan a sus stakeholders o grupos de interés.  El Consejo Internacional de Reporting Integrado (IIRC por sus siglas en inglés) propone en su Marco Integrado de Reporting,  una nueva manera de reportar desde las empresas que tienen cuatro objetivos:

  1. Mejorar la calidad de información disponible para permitir que los proveedores de capital financiero tengan una eficiente y productiva asignación de capital
  2. Promover un enfoque más coherente y eficiente para que el reporting corporativo contribuya con diferentes informes estandarizados y comuniquen el rango completo de factores que materialmente afecten la habilidad de crear valor a lo largo del tiempo en una organización
  3. Mejorar la rendición de cuentas y administración sobre la amplia base de capitales (financiero, industrial, intelectual, humano, natural, social y relacional) y promover el entendimiento de sus interdependencias
  4. Apoyar el pensamiento integrado, la toma de decisiones y acciones que se enfoquen en la creación de valor en el corto, medio y largo plazo

Sin embargo, acogerse al nuevo modelo no es sencillo. Es muy ambicioso porque va más allá de informar. Se centra en aspectos muy diferente al informe de sostenibilidad que conocíamos, con el fin de que la empresa informante demuestre su habilidad para crear valor en el corto, medio y largo plazo.

El IIRC insiste mucho en mostrar la conexión entre muchos factores, las decisiones de la empresa y la gestión de escenarios futuros, lo que hace que crear un informe integrado necesite de un pensamiento integrado.

Estamos ante un tipo de informe complejo pero apasionante porque plantea una reflexión activa y muy profunda sobre lo que hace una empresa y su capacidad para intervenir en el mercado con garantías de éxito en un escenario marcado por la demanda de un desarrollo sostenible.

Share This